Santiago del Estero, Argentina | Lunes 23 de Octubre del 2017
 
 

El Sistema Penal Acusatorio genera más intervención de Defensores Oficiales


El trabajo de los Defensores en lo Penal Oficiales se incrementa constantemente y en particular a partir de la aplicación del Sistema Adversarial en todas las Jurisdicciones Judiciales de la Provincia, que agiliza los procesos al efectuarse audiencias orales en todas las instancias del mismo.

 

En alrededor del 90% de las audiencias intervienen Defensores Oficiales y en las restantes abogados particulares, según la estimación realizada por la Coordinadora de la Defensa Penal, Dra. Eva Valev.

Independientemente de la coyuntura económica y del estrato social al que pertenece el defendido, es cada vez más habitual que las personas imputadas por un hecho delictivo elijan ser asistidos por un Defensor Oficial.

Los casos más frecuentes se relacionan con delitos contra la propiedad, como robos y hurtos; abusos sexuales, que en su inmensa mayoría se producen en el ámbito intrafamiliar o vecinal y episodios de violencia de género, puntualizó la Funcionaria.

El mayor flujo de trabajo está dado por la creciente violencia social y los efectos del consumo de estupefacientes, situaciones que generan más casos delictivos que decantan en un proceso judicial, interpretó la titular de la Defensoría en lo Penal de Cuarta Nominación.

Una consecuencia directa de ambos factores es que con más frecuencia se producen hechos delictivos violentos y, en consecuencia, con calificativas legales más severas para quienes los cometieron.

Cuando se trata de abusos sexuales, en que casi todas las víctimas son menores de edad y son familiares o allegados al acusado, tienen la impronta de pautas culturales ancestrales cuando son situaciones que se produjeron en el interior provincial. En cambio, los que se producen en zonas urbanas generalmente responden a otra realidad, como la pérdida de valores morales y a la disfuncionalidad familiar.

A modo de cierre, la Dra. Valev apuntó que “la Justicia actúa ante hechos concretos y consumados, no en la prevención porque no es su función. Lo que atañe a los operadores judiciales es aplicar y hacer cumplir las leyes”.