Santiago del Estero, Argentina | Lunes 11 de Diciembre del 2017
 
 

La Violencia de Genero debe ser abordada por los tres Poderes del Estado


La violencia de genero es un problema latente en todo el pais, motivo por el que el Poder Judicial de la provincia busco contrarrestar este flagelo con la implementacion de la Oficina de Proteccion a las VIctimas de Violencia Familiar y de la Mujer (OVFyM), siguiendo del modelo de la Corte Suprema de la Nacion y la creacion del primer Juzgado de Genero de todo el pais.

 

  El Estado provincial, desarrolló instituciones que junto con organizaciones privadas y públicas trabajan incansablemente para tratar de eliminar estos episodios, sin embargo esto continúan aumentando

  Para conocer su visión sobre la problemática, se entrevistó a la Dra. Patricia Bermejo,jueza de la Cámara Civil y Comercial en la Provincia de Buenos Aires con asiento en La Plata, quien disertó en el reciente XXIX Congreso Nacional de Derecho Procesal.

¿Cuál cree que es el origen de esta problemática?

Esta situación plantea una realidad social afectada por la educación que las personas reciben en sus casas. Lamentablemente, los chicos desde muy temprana edad aprehenden la violencia, como la forma más efectiva de dirimir conflictos y al provenir de un entorno de tanta confianza como la familia, se vuelve muy difícil de erradicar.

¿Qué mecanismos se impulsan desde la Justicia para dar una respuesta a este flagelo?

El establecer Juzgados especializados, con normas que tiendan a dar soluciones a este tipo de circunstancias, es una forma de abordar este problema. Pero tenemos que tomar conciencia que aquellos casos que llegan al Poder Judicial, son solo la punta de un iceberg. Hay muchos más que nunca se plantean, entonces vemos que la Justicia debe ser respaldada por un compromiso que debe ser asumido por todos los Poderes del Estado;

Por un lado, el Poder Legislativo dictando las normas más prudentes y efectivas. Por otro lado, el Poder Ejecutivo a través de las municipalidades, las comunas, aportando respaldo a los que puedan recurrir mujeres, niños o en casos excepcionalmente los hombres que pueda ser víctimas de violencia, establecer pulseras electrónicas para poder procurar un monitoreo a distancia, organizar cuerpos de policías especializados para dar una respuesta y poder intervenir, entre otras.

¿Son suficientes los esfuerzos implementados para mitigar los hechos de violencia familiar y de género?

Lamentablemente, si los casos de violencia van en ascenso no se puede responsabilizar al Poder Judicial de no dar una respuesta, ya que la réplica a estas situaciones merece un esfuerzo conjunto, por parte de las autoridades públicas.

Desde los hogares y la educación y enseñanza que se le brinde a las personas, y el fortalecimiento de cada una de las víctimas, para que puedan salir de ese ciclo de violencia.

Sin embargo, todo esfuerzo que se realice ayuda, y en la medida que se vaya avanzando en la experiencia y se vaya aprendiendo del funcionamiento de estos organismos, se aprenderá sobre la situación y las mejores formas de resolverlo.

Se comprenderá cuáles son los errores más comunes, sus ventajas y fortalezas, y a medida que pase el tiempo al igual que un instrumento musical, mientras más se toque, mejores serán los resultados.

¿En qué aspecto se debe trabajar con los niños?

Pero pese a todo lo dicho, creo que debemos prestar especial atención a la educación dada a los niños en las escuelas y hogares. Es esencial poder concientizarlos, ya que al crecer viendo la violencia en la convivencia familiar, lamentablemente comienzan a interpretarse esta, como una forma de amor”.