El presidente Mauricio Macri supervisó hoy el inicio de las obras en la Quinta presidencial de Olivos, donde se destinará un sector del predio para la construcción de una plaza y otros lugares de esparcimiento público. Acompañado por el secretario general de la Presidencia, Fernando de Andreis, quien se encuentra a cargo del proyecto, Macri observó el comienzo de los trabajos que fueron encargadas por el jefe de Estado para "abrir e integrar la quinta presidencial al barrio, poner en valor su patrimonio paisajístico y favorecer el desarrollo de nuevos espacios verdes", se informó oficialmente.

La iniciativa contempla que algunos de los muros perimetrales que dan a la avenida Maipú sean reemplazados por rejas, y así conformar el "Paseo de la República", que será un espacio verde de 14.500 metros cuadrados. Los muros que circundan toda la propiedad, fueron construidos en 1973.

En un comunicado oficial, Presidencia resaltó que "los trabajos se desarrollan teniendo en cuenta cuestiones sensibles, referidas a la seguridad, y pensando que en el lugar vive el mandatario y su familia y, además, lo harán en el futuro otros Presidentes de la Nación".

La obra se estima que tendrá un costo de entre $25 y $30 millones, y la iniciativa surgió de "devolverle a la quinta un perfil más amigable para los vecinos", consideró el Gobierno. En mayo, De Andreis y el intendente de Vicente López, Jorge Macri, habían presentado el proyecto, que va de la mano con las refacciones que se están realizando en la Casa Rosada.